Septiembre 1

ESCRITURA:

“Prosigo a la META, al premio del supremo LLAMAMIENTO de Dios en Cristo Jesús” (Filipenses 3:14).


TESORO BÍBLICO:

Pablo no quería fracasar. Él se esforzó con cada pulgada, con cada onza, con cada nervio, en fin, con cada parte de su cuerpo para ganar el PREMIO. Tenía ambición, pero era una ambición justa, santa. Dijo: “Quiero ganar el PREMIO, y voy a hacerlo. Voy a ser como un atleta que se niega a tener placeres mundanos. Voy a entrenarme como un atleta. Voy a estar en forma para el Señor Jesús. Voy ha hacer todo lo que sea necesario para GANAR”.

Amigo (a), la Biblia claramente enseña que debemos ser ambiciosos, pero por la razón adecuada, y ésta es Jesús.

¡Que Dios nos libre de tener ambiciones diminutas y aspiraciones de corta duración!


PUNTO DE ACCIÓN:

Lea 1 Corintios 9:24-27. ¿Quiere usted ganar el PREMIO del cual habla Pablo? Entonces, ¿qué está esperando? Golpee su cuerpo, y hágalo su esclavo. Tenga cautivo cada mal pensamiento. Póngase la armadura y salga a la batalla.


*Este devocional procede de los mensajes del Dr. Adrián Rogers del Ministerio EL AMOR QUE VALE. Escúchenos y véanos en inglés en www.LWF.org y en ESPAÑOL en www.elamorquevale.org

Con la aplicación o “App” de Love Worth Finding Ministries (My LWF) en su teléfono, ESCUCHE en AUDIO las enseñanzas diarias en inglés y en ESPAÑOL.

Prohibida toda reproducción para la venta. Prohibida la producción o reproducción de los materiales de EL AMOR QUE VALE en video o audio.