Noviembre 14

ESCRITURA:

“Jehová me ha premiado conforme a mi justicia; conforme a la limpieza de mis manos me ha recompensado” (Salmo 18:20).


TESORO BÍBLICO:

Según una historia de la Segunda Guerra Mundial, una hermosa catedral en Europa fue destruida por los Nazis. Cuando la gente se unió para reconstruirla, encontraron una estatua de Cristo con los brazos extendidos. Ellos repararon la estatua lo mejor que pudieron, pero no pudieron recuperar las manos. Con todo, ellos amaban la estatua tal y como estaba, por ello le pusieron una placa al pie que leía: “Él no tiene manos, sino las nuestras”. Sea la historia verídica o no… recuerde esto: Jesucristo es la parte invisible del creyente. El creyente es la parte visible de Cristo. Él es visto en nosotros y a través de nosotros. Somos la parte invisible de Cristo. Lo que hacemos en su Nombre es la REPRESENTACIÓN de Él al mundo.

PUNTO DE ACCIÓN:

Haga algo con sus manos hoy que sea un TESTIMONIO de JESUCRISTO a un mundo perdido que observa: limpie el jardín de alguien incapacitado, cómprele algunos comestibles a alguien en necesidad, una noche cuide los niños de una madre soltera para que ella pueda descansar, visite a un anciano.


*Este devocional procede de los mensajes del Dr. Adrián Rogers del Ministerio EL AMOR QUE VALE. Escúchenos y véanos en inglés en www.LWF.org y en ESPAÑOL en www.elamorquevale.org

Con la aplicación o “App” de Love Worth Finding Ministries (My LWF) en su teléfono, ESCUCHE en AUDIO las enseñanzas diarias en inglés y en ESPAÑOL.

Prohibida toda reproducción para la venta. Prohibida la producción o reproducción de los materiales de EL AMOR QUE VALE en video o audio.