Welcome, Guest. We're glad you're here.

Noviembre 13

ESCRITURA:
“Sabemos que todo aquel que ha nacido de Dios, no practica el pecado, pues Aquel que fue engendrado por Dios le guarda, y el maligno no le toca” (1 Juan 5:18).

TESORO BÍBLICO:
¿Sabe por qué el diablo no pudo vencer a Jesús durante los 40 días de ayuno cuando Él estaba hambriento? Él estaba ya satisfecho. Verá, Jesús no tenía ninguna comezón que el diablo pudiese rascar. La tentación se resume en: Una tentación es una incitación del diablo para satisfacer un deseo legítimo de una forma ilegítima. Eso es todo lo que es. Tome un deseo dado por Dios y satisfágalo en una forma prohibida por Dios. El diablo dice: “Mira, tú tienes una necesidad y yo puedo satisfacerla.” Cuando sea tentado, a usted se le da una opción. ¿Es su necesidad satisfecha por el diablo o por el Señor? Verá, el diablo es un pervertido. Él no tiene materia prima. Todo lo que él puede hacer es tomar lo que Dios ha creado y pervertirlo.

PUNTO DE ACCIÓN:
¿Tiene una tentación que es más difícil de vencer que otras? Busque la forma legítima de satisfacer ese deseo, así usted no necesitará la forma ilegítima.