Welcome, Guest. We're glad you're here.

3 De Septiembre

ESCRITURA:

Segunda Corintios 5:21: “Al que no conoció pecado, por nosotros lo hizo pecado, para que nosotros fuésemos hechos justicia de Dios en Él.”

TESORO BÍBLICO:

Su servicio no lo hace ni menos, ni más ante los ojos de Dios. Si usted piensa que Dios va a aceptarlo basándose en el tiempo que dedica al estudio bíblico o a su ministerio, usted va a caer en la trampa de nunca saber si está haciendo lo suficiente. Usted nunca se sentirá totalmente aceptado. El perfeccionismo es un ladrón. Promete recompensas, pero le roba el gozo y la satisfacción. ¿Por qué? Porque la perfección es una meta inalcanzable. Si usted es un perfeccionista, se ha puesto una meta imposible y por lo tanto enfrentará constantemente la frustración y el fracaso. Usted es perdonado en Cristo. Usted es hecho justicia en el Señor Jesucristo.

PUNTO DE ACCIÓN:

¿Es usted un perfeccionista? Pídale a Dios por medio del Espíritu Santo que le libre de la frustración y el fracaso. Ahora tome la decisión consciente que usted puede ser imperfecto, ¡y aún ser amado por Dios!